“Salud” viene de la antigua palabra inglesa “Hal”, que significa plenitud, solidez o bienestar espiritual. La Salud es definida por la Organización Mundial de la Salud (OMS) como “un Estado de completo bienestar físico, mental y social y no simplemente la ausencia de enfermedad o enfermedad. ”

La Medicina Integrativa (MI) está orientada a ese estado de bienestar en sentido amplio, centrándose en la relación médico-paciente. Se enfoca en la medida de lo posible, en métodos menos invasivos, menos tóxicos y menos costosos para ayudar a facilitar la salud mediante la integración de la medicina alopática y las terapias complementarias, basándose en una comprensión de las dimensiones físicas, emocional y los aspectos psicológicos y espirituales del individuo.

Medicina orientada a la curación

Realizar un “tratamiento” hace quiere decir  hacer algo (por ejemplo, dar drogas o realizar una cirugía) que alivia un problema, condición o enfermedad. Realiza un tratamiento no siempre es sinónimo de curar. Nosotros podemos tratar una condición como la hipertensión con un producto farmacéutico sin curar al paciente. La “curación” implicaría cambios que reduzcan el estrés, mejoren la dieta, promuevan el ejercicio y aumenten el sentido de pertenencia en la comunidad de la persona. Al hacer esto, ayudamos a mejorar el equilibrio de Salud del cuerpo que puede resultar en la posibilidad de discontinuar un agente farmacéutico y por lo tanto reducir la necesidad de tratamiento.

La Medicina Integrativa trata de cambiar el enfoque de la medicina clásica centrándolo en la salud y la curación en lugar de en la enfermedad. Esto implica entender las influencias de la mente, el espíritu y la comunidad, así como el del cuerpo. Desde este nivel de complejidad, utiliza la medicina funcional y  genómica para desarrolar planes personalizados que esten orientados a la preservación y previsión y evitar llegar a los tratamientos de enfermedades (ver artículo). Implica desarrollar una visión en la cultura del paciente, creencias y estilo de vida que ayudan a materializar cambios en su comportamiento,  que resultarán en una mejor salud y por lo tanto, aportando valor al sistema de asistencia sanitaria en su totalidad.

Definiendo la medicina integrativa:

  • Enfatiza la atención centrada en la relación médico-paciente.
  • Integra métodos convencionales y complementarios tanto para tratamiento como para prevención
  • Incluye remover barreras que puede activar las respuestas innatas de curación del cuerpo.
  • Utiliza intervenciones naturales, menos invasivas antes que las costosas invasivas, cuando es posible
  • Involucra las dimensiones de la mente, el cuerpo, el espíritu y la comunidad para facilitar curación.

El objetivo general de la medicina en el futuro será fomentar la consecución y mantención del   estado de salud  en los pacientes e incentivar a los profesionales para centrarse en el mismo camino. El valor de dicho objetivo será definido por los resultados de salud logrados medido a través de la mejora de costos del sistema de salud y la mejorar en la calidad de vida de los pacientes.

Requerirá de un modelo que premie la atención interdisciplinaria y permita múltiples vías de comunicación y educación del  paciente por sobre La visita mano a mano en el consultorio médico. La medicina integrativa puede aumentar el valor y disminuir costos a través de dos de sus valores fundamentales:

1) Poniendo el énfasis en el cuidado y promoción de la salud, prevención de enfermedades, y una mayor capacidad de recuperación a través la modificación de comportamientos y estilo de vida.

(2)  Centrándose en intervenciones menos costosas que preservan o mejoran los resultados de salud. Esto requiere de profesionales tengan tiempo para reconocer la complejidad de la vida de alguien, y no se puede hacer sin un compromiso sólido dentro de la relación médico-paciente.

Atención centrada en la relación

Es mucho más importante saber qué tipo de paciente tiene una enfermedad, a que tipo de enfermedad tiene un paciente. (Sir. William Osler)

Los médicos que logran mayores porcentajes de eficacia (aún en el sentido tradicional médico) son aquellos capaces de desarrollar empatía y comprensión con sus pacientes. La relación fomenta la curación no solo permitiendo que el médico obtenga una visión global de la situación del paciente, sino también mediante la construcción la confianza del paciente. Esta confianza actúa como una herramienta que activa la curación natural del paciente y apoya cualquier técnica que el médico utilice, ya sea acupuntura, agentes farmacéuticos, herbarios nutriceuticos o cirugías o prácticas.

Un tratamiento probablemente no tendrá eficacia de manera continua o dará paso a otra enfermedad sino apuntamos a un estado de salud global (curación).


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *